La ciberdelincuencia, una amenaza constante (I)


La conciencia es la mayor seña de identidad del ser humano y ésta le ha llevado a un esfuerzo continuo y permanente por descubrir nuevas fórmulas que hagan nuestra vida mejor, más fácil y más cómoda. Junto a la conciencia, el intelecto y la motivación, siempre activos para encontrar nuevos horizontes, probar nuevos métodos y avances tecnológicos. En la Historia, un avance siempre ha llevado de tal forma que el avance y el progreso nunca se detienen, nunca acaban, con un proyecto en marcha constante.

Uno de los grandes cambios en la sociedad humana ha sido la aparición y expansión de Internet. Nada ha cambiado el mundo más drásticamente como lo ha hecho la red de redes, eliminando fronteras entre personas y convirtiendo el mundo en una aldea global; el avance en la tecnología de la comunicación y la información ha transformado radicalmente el estilo de vida de las personas. Un cambio que resulta evidente desde hace sólo unos quince años cuando los ordenadores personales comenzaron a colonizar nuestros hogares. Ahora, las personas estamos permanentemente conectadas y gran parte de las acciones de nuestra vida cotidiana dependen de internet o de tecnología relacionada. Sin embargo, ¿son todo ventajas?

cibercrimen3

Ventajas y desventajas del espacio virtual

Como todo, también internet presenta su lado bueno y su lado menos bueno, son las dos caras de una misma moneda. Aunque las ventajas aportadas son evidentes, grandes, y superan considerablemente a los inconvenientes, no podemos dejar de prestar atención a estos para evitar que se sigan propagando.

Hablamos de los delitos cibernéticos, aquellos relacionados con los ordenadores, internet y la información. ¿Qué es realmente la ciberdelincuencia? ¿Cómo pueden estos ciberdelitos afectar a las personas y/o empresas? ¿Qué medidas se pueden tomar para frenar este tipo de delitos y a sus ejecutantes?

La ciberdelincuencia está creciendo a un ritmo tal que la convierte en una de las mayores amenazas a la que nos enfrentamos y por ello, tenemos que entender primero lo que es el cibercrimen o ciberdelito y todo cuanto lo engloba. La ciberdelincuencia no hace referencia más que a actividades delictivas que utilizan la tecnología de las telecomunicaciones para cometer sus actos delictivos. Básicamente los delitos cibernéticos se pueden clasificar en dos tipos. Son:

  • Delitos directamente dirigidos a grandes redes de ordenadores u otros dispositivos interrelacionados como malware, virus informáticos, ataques de denegación de servicio, etc.
  • Delitos que se producen gracias al mal uso de las redes informáticas pero no dirigidos a una red o dispositivo como el robo de identidad, el acoso cibernético, el phishing, estafas de correo electrónico, la piratería, etc.

Los ciberdelitos también son considerados como delitos de guante blanco en tanto que presenta grandes dificultades para identificar y detener al culpable el cual se apoya en el anonimato que concede la red de redes. Aunque la mayoría de los delitos cibernéticos no están relacionados con ningún tipo de violencia o delito grave tradicional o físico, amenaza gravemente la identidad o los secretos del gobierno que pueden ser robados en cualquier momento si las medidas de seguridad fallan por terroristas, apartados de la sociedad y extremistas que hacen uso de las mayores posibilidades de esta tecnología para sus propios fines ilícitos.

Qué delitos podemos encontrar en Internet

El número de usuarios de Internet crece a pasos agigantados y por lo tanto, una red cada vez más seguro que proteja al usuario y sus datos es cada vez más imprescindible. El carácter anónimo de internet, al que ya apuntábamos antes, es el caldo de cultivo para los siberdelincuentes y para sus crímenes virtuales o crímenes cibernéticos o ciberdelitos. Las leyes han progresado incluyendo severas penas aunque aún queda mucho por hacer.

A grandes rasgos, podríamos hablar de tres grandes tipos de amenazas virtuales con diferente grado de impacto y daños a la sociedad:

  • amenazas criminales tradicionales
  • amenazas ideológicas
  • hackeo

Consulta con Abogados especialistas
De forma rápida y segura
Rellene el formulario, le enviaremos la respuesta y solucionará su problema


También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *