Demanda a varios medios por usar una foto suya para ridiculizar su corte de pelo


Los que somos habituales diarios de las redes sociales nos encontramos cada día con multitud de fotografías que a menudo, son difundidos sin consentimiento de la persona o personas que en ellos aparecen. La situación se vuelve aún más peliaguda cuando alguna de estas imágenes es utilizada para realizar montajes o memes en los que se ridiculiza a sus protagonistas. Y para darle una vuelta de tuerca al asunto, es aún más grave cuando esto lo hace un medio de comunicación del cual se supone un determinado grado de ética y objetividad. Este es el caso de un adolescente australiano cuya fotografía tomada en una fiesta ha sido utilizada por hasta tres medios para mofarse de su corte de pelo, incluyendo la realización y publicación de memes acompañados por comentarios que bien podrían ser considerados como verdaderos insultos.

El pasado año, cuando el protagonista de esta desagradable historia contaba con dieciséis años de edad, acudió a una fiesta como cualquier otro adolescente. Allí le fue tomada una fotografía cuyo autor, sin aparente consentimiento del chaval, la publicó en las redes sociales. La imagen se convirtió en un auténtico recibiendo montones de “Me Gusta” en Facebook de donde dio el salto al resto de internet. ¿La razón? El corte del pelo del chico, muy corto en la parte superior de la cabeza, rapado en los laterales, y con una media melena en la parte posterior.

estafa fraude

 

Ahora el chico ha interpuesto una demanda contra los medios Daily Mail, Daily Telegraph y KIIS radio, quienes se hicieron eco de este fenómenos viral aunque desde una perspectiva un tanto cuestionable.

El demandante acusa a estos tres medios de difamación. Tal y como se recoge en la demanda, el joven asegura asegura que utilizaron su fotografía para ridiculizarle por su corte de pelo.

En dicha demanda también re recogen las expresiones con las que estos medios acompañaron la fotografía, titulares como “From bad hair day to mane attraction” (una expresión que vendría a decir algo así como “de tener una día mal el pelo, a ser la atracción por su melena”) o “Photo of teenager at a party with ridiculous haircut is huge hit online” (“la foto de un adolescente en una fiesta con un corte de pelo ridículo es un éxito en Internet”).

No satisfechas con estos titulares, la imagen original también dio lugar a la publicación de diversos memes en los que se superpuso la cabeza del chico al cuerpo de un caballo, se le colocó en la cima del Monte Rushmore, y hasta se le colocó una mofeta sobre la cabeza.

La reacción de los medios demandados no se ha hecho esperar, y sus justificaciones resultan incluso más vergonzantes que los propios hechos. Así, los medios alegan que el joven es “una persona ridícula porque lleva un corte de pelo ridículo”, que “se ha expuesto deliberadamente al ridículo al posar para la fotografía”, e incluso llegan a manifestar que es “una persona horriblemente fea”, “el demandante es una broma”.

En cuando al supuesto posado, el demandante asegura que no se encontraba posando para esa foto, simplemente estaba en una fiesta, con más amigos, y el fotógrafo tomó una imagen general en la que él aparece, pero sin mirar a la cámara.


Consulta con Abogados especialistas
De forma rápida y segura
Rellene el formulario, le enviaremos la respuesta y solucionará su problema


También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *